Enfermedad cardiovascular y sus factores de riesgo.Introducción. Saltar al contenido

Enfermedad cardiovascular, factores de riesgo. Introducción.

7 febrero, 2018
enfermedad cardiovascular

La enfermedad cardiovascular NO es solo un enunciado o un título, refleja la cultura de las sociedades del actual siglo XXI. En ocasiones, pareciera que diera algún tipo de caché, padecerla.

Mi objetivo es transmitirte una realidad, muy vigente pero preocupante, en cuanto a su relevancia en incidencias y su capacidad de fastidiar nuestra calidad de vida.

Pero, no todo será malo. Entendiendo la problemática, se puede lograr un cambio radical en las estadísticas sanitarias de cada país y a nivel mundial. Y, así como siempre nos quejamos que la mala sanidad, en esta entidad, la enfermedad cardiovascular, somos los principales protagonistas.

Comencemos revisando las cifras y los datos pertinentes, para España.

enfermedad cardiovascular

¿De qué se muere en este país?

Pero antes de buscar una respuesta, reconozco que suena chocante hablar de muerte, pero si no sabemos lo que me hace daño, nunca podemos evitarlo. En resumen, tanto para la salud individual como poblacional, debemos empezar por evaluar la relevancia del problema.

Pues bien, acá en España, las enfermedades del sistema circulatorio son la primera causa de letalidad, con un 30,3% de los fallecimientos. Queda por delante de los tumores (27,5 %) y de las patologías del sistema respiratorio (11,7 %). Las enfermedades del sistema nervioso (incluyendo el Alzheimer) están de cuartas.

Según el género. Los hombres mueren principalmente por cáncer y las mujeres, mayoritariamente, por la enfermedad cardiovascular.

Según la edad. El cáncer es  la principal causa de fallecimiento entre los niños de 1 a 14 años y los adultos de 40 a 79. Y las personas de 15 a 39 murieron más por “causas externas” y los mayores de 79, por enfermedades del sistema respiratorio.

enfermedad cardiovascular

Ahora bien, ¿es una estadística solo local?. ¿De qué se muere la gente a nivel mundial?

Recurrí a la información que aporta las publicaciones de la Organización Mundial de la Salud.

Resulta ser, que es una portada que nos ilustra sobre las incidencias  al mismo tiempo, que permite valorar la eficacia de los planes de prevención y tratamiento, en salud pública de los países. Estos datos son una guía para orientar a los Estados, y facilita las decisiones en programas de salud.

La primera observación que se manifiesta, es que en aquellos países de recursos limitados,  hay sub-registro de datos de calidad. Y esa falta de veracidad, puede influir negativamente, en la toma correcta de las medidas sanitarias pertinentes.

En lo que va de siglo XXI, el 54% de las muertes en el Mundo se producen por 10 causas principales.

Cada año, aproximadamente 17 millones de personas fallecen por una enfermedad cardiovascular.

El segundo lugar lo ocupa el cáncer. siendo responsable de algo más de 9 millones de muertes anuales

Si sumamos los fallecimientos considerando solo el aparato respiratorio, son 8 millones anuales. Se incluyen la bronquitis crónica, el enfisema pulmonar, las infecciones respiratorias bajas y la tuberculosis pulmonar.

Los eventos traumatismos generan 5 millones de muertes al año, siendo los accidentes de tránsito el renglón más fuerte, causando casi la tercera parte del total.

A continuación aparece la Diabetes mellitus, la diarrea, las enfermedades neurológicas (incluído el Alzheimer) y el SIDA

Para los países con ingresos económicos bajos, más del 50% de las muertes han sidopor enfermedades transmisibles, afecciones maternas y perinatales y por desnutrición.

Y en los países, que poseen altos ingresos económicos, son las enfermedades no transmisibles,las más letales (88% como causal de muerte).

enfermedad cardiovascular

Bueno, llegado a este punto, ya es hora de definir,  ¿qué se entiende como enfermedad cardiovascular?

La realidad es que no se  trata de UNA enfermedad sino un grupo de patologías que comparten como factor común, el mecanismo del daño tisular. Y ese elemento no es otro, que  la falta de oxigenación. Se ocluye el flujo sanguíneo, pudiendo ocurrir daño del vaso sanguíneo y hasta su ruptura y hemorragia.
Manifestaciones de la enfermedad cardiovascular:

1.- Enfermedad coronaria (infarto del miocardio)

2.- Enfermedad cerebrovascular (trombosis, embolia, hemorragia cerebral)

3.- Arteriopatías  periféricas (extremidades, riñones)

4.- Cardiomiopatia reumática valvular. Fiebre reumática luego de infección por bacteria estreptococos

5.- Cardiopatía congénita  (malformaciones desde el nacimiento)

6.- Trombosis venosa profunda y embolia pulmonar:

 Pero, ¿qué genera la enfermedad cardiovascular?. ¿A qué se le llama RIESGO CARDIOVASCULAR?

Existen variables que facilitan la probabilidad de que una persona desarrolle una enfermedad cardiovascular, en un determinado lapso. Y a esas variables, se les denomina “factor de riesgo de enfermedad cardiovascular”.

Recordemos que la Organización Mundial de la Salud, ha publicado que cada 2 segundos, fallece una persona en el Mundo, debido a una enfermedad cardiovascular.

Y considero que la mejor clasificación de dichos factores de riesgo es:

Grupo de factores NO MODIFICABLES:

Edad, sexo, raza
Factores de herencia
Antecedentes familiares

Y  el grupo de factores MODIFICABLES,  evitables o corregibles:

Hipertensión arterial
Aumento del colesterol
Síndrome Metabólico y Diabetes mellitus.
Exceso de índice de Masa corporal.  IMC. Dietas malsanas
Tabaquismo
Sedentarismo- Inactividad  física
Consumo abusivo de alcohol
Ansiedad y estrés

enfermedad cardiovascularenfermedad cardiovascularenfermedad cardiovascularenfermedad cardiovascular

¿Qué  hacer con los factores de riesgo de la enfermedad cardiovascular, una vez identificados?

Uno tiene que saber que la conjunción de factores de riesgo, multiplica sus efectos de modo exponencial. Cuantos más factores de riesgo tenga una persona, mayor su probabilidad de padecer una enfermedad cardiovascular.

Pero precisamente, como hay un grupo de variables modificables, se tiene alguna posibilidad de reversión, prevención y/o tratamiento. Y si nos fijamos bien, seguimos conductas y comportamientos que se transforman en hábitos de vida. Resultando que suba nuestro indice de masa corporal, losniveles de azúcar y colesterol en sangre y en poco tiempo, padecemos de cifras altas de tensión arterial.

Y con lo mencionado, ya tenemos los ingredientes básicos, para sufrir un infarto cardiaco, una apoplejía o una insuficiencia cardiaca, entre otros.

Entonces hay que actuar !!

Los lineamientos principales para tal fin, involucra estrategias que abarquen a toda la población.

Se tendría la percepción y el conocimiento de la existencia de opciones saludables accesibles, además de motivadoras.

Accionar sobre los factores de riesgo comportamental o cambios en el estilo de vida, sería por ejemplo, estimular la corrección de hábitos y conductas sobre el consumo de tabaco. Corregir  las dietas malsanas y la obesidad, la inactividad física o el consumo nocivo de alcohol.

Tenemos que controlar el máximo número posible de factores de riesgo. Y en caso de enfrentarse con la  hipertensión arterial, colesterol elevado y diabetes mellitus, conlleva la pertinencia de un tratamiento farmacológico específico controlado.

Se entiende que cada proceso es individual, pero siempre está enmarcado por cambios sociales, económicos y culturales. Y el éxito de las propuestas, pasa por adquirir la conciencia de todo esta red de elementos.

Ahora bien, independientemente de la globalización y el propio envejecimiento poblacional, debemos reconocer que “algo” no venimos haciendo bien y nos deteriora nuestro momento actual y futuro de vida.

Y que han planificado las instituciones?

La Organización Mundial de la Salud, reunió a sus 194 representantes de países miembros, y firmaron un acuerdo en el año 2013.

El Plan Mundial 2013-2020, se plantea reducir la carga evitable de las enfermedades no transmisibles. Y de las 9 metas mundiales, 2 de ellas, son sobre la prevención y control de la enfermedad cardiovascular.

Metas de la OMS frente a las ECV

a)     Prevención, detección temprana, control y asesoría ante el desarrollo de la Hipertensión arterial y de la Diabetes Mellitus. Previniendo sus efectos nocivos en la salud cardiovascular.

b)    Facilitar el acceso de la población, a la tecnología sanitaria requerida..

c)     Redefiniendo el valor límite en personas mayores de 18 años de edad. Para la tensión arterial sistólica en 140 mmHg. y para la tensión diastólica en  90. Hallando a nivel mundial, que el 22% de la población mayor de 18 años de edad, sufre de hipertensión arterial.

d)    La OMS hizo el señalamiento sobre variables influyentes, recomendando un mejor control de los factores de riesgo comportamental.

e)     Y dejando dentro de la lista de recomendaciones, estimular un hábito de vida saludable. Para lo cual, incluye la atención sobre el consumo excesivo  de sal en la alimentación. Evitar el consumo nocivo de alcohol. Atención al sobrepeso y la obesidad. Estimulación de la actividad física.  Hacer notorio, su influencia en que aparezcan arritmias, ataques cardiacos, ACV y sus complicaciones.

f)     En este año 2018, se prevé una asamblea de evaluación de metas, juntando los balances nacionales de todos los países miembros.

Referencias bibliográficas consultadas:

https://www.riojasalud.es/ciudadanos/catalogo-multimedia/nefrologia/que-es-el-riesgo-cardiovascular

http://www.who.int/mediacentre/factsheets/fs317/es/

https://www.cesm-cv.org/cesm-cv-mantiene-una-tasa-de-mortalidad-baja-en-infartos-y-accidentes-vasculares-a-pesar-de-infrafinanciacion-en-sanidad-menos-de-1000-euros-por-ciudadano/

http://www.who.int/mediacentre/factsheets/fs310/es/

Bueno, hoy solo quise hacer el planteamiento global.

Quiero desarrollar el tema en las siguientes entregas de mi blog.

Espero que la información te resulte de utilidad.